Cocina conectada - Blog SFAMDesde el año 2008 se encuentra en activo el Wireless Power Consortium, una agrupación que reúne a varias compañías y fabricantes de tecnología que buscan un fin común: hacer que la carga inalámbrica se vuelva un estándar en todos nuestros hogares. Para ello, la idea es crear productos compatibles con ese sistema y así reducir el uso de cables y al mismo tiempo conseguir casas optimizadas y mucho más estéticas.

Los principales apartados en los que trabaja el WPC son el estándar Qi, sistema de carga inalámbrica para móviles, el estándar Ki Cordless Kitchen y el estándar de Potencia Media, destinado a ofrecer carga para dispositivos como herramientas eléctricas, bicicletas eléctricas y otros artefactos que no tengan compatibilidad Qi.

Ki Cordless Kitchen, hacia una cocina conectada y limpia de cables

Ki Cordless Kitchen es un protocolo de carga inalámbrica pensado especialmente para electrodomésticos de cocina con una potencia máxima de 2200 W. Sus principales objetivos son la eficiencia espacial (menos cables/más espacio), además de poder incluir comunicación inteligente entre bases de carga inalámbrica y dispositivos eléctricos, usando el protocolo NFC. Esto permitiría, por ejemplo, cargar un robot de cocina y al mismo tiempo enviarle instrucciones para preparar ciertos alimentos, todo de una sola vez. 

Las funciones que se podrían implementar combinando bases de carga inalámbrica y artefactos conectados es infinita. Todos tus dispositivos eléctricos podrían ser controlados de manera inalámbrica, prescindiendo por completo de cables, adaptadores y bases de corriente.

Por otro lado, la implementación del Ki Cordless Kitchen requerirá que las cocinas sufran algunos cambios importantes en encimeras y mesas que deberán incluir por defecto bases de carga inalámbrica que irían ocultas y por dentro de los muebles.

Otras cocinas futuristas para sorprenderse

La compañía alemana Tielsa se ha sumado al interés de montar una cocina completamente conectada y ha compartido un vídeo que expone un prototipo en donde todos los artefactos eléctricos parecer ser orquestados por un dispositivo móvil.

Samsung lleva un par de años adelantándose a lo previsto por el WPC y ya cuenta con frigoríficos inteligentes y conectados a internet que sin ser precisamente baratos, permiten automatizar las labores en la cocina. Algo que tarde o temprano se podría combinar con el protocolo de carga inalámbrica prometido por el WPC.

Por otro lado, y a nivel nacional, BSH España quiere transformarse en un fabricante de electrodomésticos de calidad, justamente para ofrecer funciones y servicios digitales enfocados directamente en la idea de una cocina conectada.

Una cocina conectada y libre de cables es poco a poco una realidad. Prepárate y recuerda asegurar todos tus dispositivos conectados con SFAM.