Reacondicionados - Blog SFAM

El mercado de los teléfonos inteligentes ha estado atravesando una crisis debido a la caída en las ventas de estos dispositivos. La oferta de smartphones se amplía cada vez más, al mismo tiempo que el mercado se va saturando. Mientras los fabricantes continúan presentando nuevos modelos, los precios siguen en alza. Lo que hace que muchos consumidores decidan inclinarse por opciones más económicas como los teléfonos reacondicionados.

El teléfono reacondicionado es aquel se restaura a nuevo y vuelve a la venta en perfectas condiciones y con una garantía que respalda la compra. El cliente está feliz con su adquisición. Se lleva un teléfono que está nuevo, con una garantía de respaldo y con un coste bastante menor.

El mercado de los smartphones crece de forma permanente. Las diferentes marcas compiten entre ellas por sacar nuevos modelos con novedosas características, pantallas más grandes, perfiles más finos, mejoras en la imagen o el sonido, más capacidad y tantas otras diferencias, que hacen que al momento de comprar no sepas con cual quedarte.

Otro factor que influye y mucho al momento de elegir cual comprar es sus altos costos. Los nuevos modelos son muy atractivos, pero en la mayoría de los casos, se hace muy difícil poder adquirirlos.  Más aún, si eres de esos usuarios a los que les gusta tener el último modelo de móvil y lo renueva cada año, o aquella persona que es fanática de una marca y ante un nuevo lanzamiento ya está calculando sus ahorros para poder adquirirlo.

Características de los teléfonos reacondicionados

El origen de los celulares que se reacondicionan es múltiple.  Pueden ser equipos devueltos por los clientes dentro del plazo de prueba después de una compra. También es el caso de los celulares de exposición que sufren una avería o su modelo queda desfasado de la oferta de la marca. Otra posibilidad es que sean equipos que presentaron una falla técnica inmediatamente después de vendidos.

El reacondicionamiento consiste en sustitución del embalaje y reposición de accesorios faltantes. En el caso de las baterías, por ejemplo, se controla su funcionamiento, y deben retornar un 80% mínimo de respuesta positiva, de no ser así se lleva a cabo el reemplazo de la batería.

El equipo es sometido a diferentes pruebas, para comprobar su correcto funcionamiento. En caso de ser necesario puede existir el cambio de repuestos defectuosos.

Ventajas de adquirir un teléfono reacondicionado

Es importante considerar varios aspectos al momento de adquirirlo para que las ventajas no se conviertan en desventajas y pasen a ser un problema en un futuro mediato.

Preferentemente elegir una tienda con buena reputación y experiencia en el rubro. Es conveniente ante todo probar el equipo en el comercio antes de efectuar la compra. Y también corresponde solicitar información sobre los detalles de la garantía.

En España, la ley que protege al consumidor indica que todo producto nuevo debe tener una garantía de dos años de plazo. Pero los teléfonos reacondicionados no son considerados por la ley como producto nuevo. Por lo que por ser un producto usado la ley señala que la garantía debe ser de un año. A pesar de ello, hay tiendas que solo ofrecen 6 meses de garantía y otras que no brindan ninguna. Es decisión personal del cliente, qué tienda elegir para efectuar la compra de un teléfono reacondicionado.

Las marcas más elegidas para adquirir un Smartphone de estas características son Apple y Samsung. El ahorro que se puede obtener varía de acuerdo al grado de reacondicionamiento, pero puede llegar a ser de hasta un 70% sobre el precio original.