Convertible - Blog SFAMLos convertibles son dispositivos que reúnen las características de un ordenador portátil y de una tableta al mismo tiempo. Una de sus principales características es que son desmontables, es decir, tanto el teclado como la pantalla se pueden separar. De esta manera, puedes usar solo la pantalla táctil, como si fuera una tableta, o utilizar teclado y pantalla, a modo de portátil.

Las ventajas de este tipo de dispositivos son, sobre todo, la comodidad y el fácil transporte. De hecho, son perfectos para ir de viaje con ellos, ya sea para trabajar a distancia o para mantenerse siempre conectado.

Convertibles para ocio o para trabajar

Actualmente la mayoría de convertibles incorporan sistemas operativos iOS, Android y Windows 10. La variedad, por tanto, es amplia. La mayoría de profesionales que necesitan trabajar con un convertible se decantan por uno con Windows 10. Una de las razones es que este sistema operativo permite instalar programas más específicos y por tanto, da más juego a la hora de la productividad.

Si no vas a usar el convertible para trabajar es probable que te baste uno con iOS o Android, sin problemas.

Convertibles avanzados y profesionales

Independientemente del uso que le des, algo importante que debes tener en cuenta es el nivel de prestaciones del convertible. Esto determinará si necesitas uno avanzado o uno profesional.

La diferencia es notable: los primeros van desde los 500€ a los 1.000€, mientras que los segundos suelen superar los 1.000€.

Por ejemplo, Microsoft Surface Go es un convertible avanzado, con procesador Pentium Gold 4415Y, 8 GB de RAM, tarjeta gráfica Intel HD Graphics 615 y una pantalla de 10 pulgadas. Usa Windows 10 y cuesta 599€.

Sin embargo, existe una versión superior que es el Microsoft Surface Go Pro. También con Windows 10 pero con una pantalla más grande de 11,5 pulgadas, opción de 8 o 16 GB de RAM, una tarjeta gráfica superior a la de su hermano menor y procesadores de 5a o 7a generación. Este dispositivo está pensando para diseñadores o personas que necesitan usar más recursos del sistema para trabajar. Cuesta 1.049€.

Las grandes diferencias, entonces, entre convertibles avanzados y profesionales radican en el tipo de procesador, en la potencia de la tarjeta gráfica, en la cantidad de memoria RAM y en el almacenamiento interno. Sabiendo todo esto, podrás elegir el mejor convertible adaptado a tus necesidades.

Si trabajas o disfrutas de un poco de diversión con tu convertible, no olvides asegurarlo con los planes y coberturas de SFAM.