Power Bank - Blog SFAMEl móvil es, cada vez más, una herramienta fundamental para la mayoría, que lo usa tanto para el trabajo como para el ocio. Las marcas, conscientes de esta realidad, innovan constantemente y ofrecen dispositivos más y más potentes y con una capacidad de procesamiento también mayor.

Este uso intensivo y estas altas capacidades repercuten directamente en la duración de la batería de nuestros dispositivos. Por eso, lo de quedarnos sin batería ocurre demasiado a menudo, ¿verdad? 

Uno de las soluciones es recurrir a una batería portátil o power bank. Estos accesorios nos permitirán cargar nuestros dispositivos en cualquier momento y sin importar si hay un toma de corriente cerca.

Presta atención a los siguientes consejos para averiguar qué power bank resulta perfecta para ti.

Capacidad

La capacidad de una power bank, al igual que la de cualquier otra batería, desde una pila a la de un móvil, se mide en miliamperios (mAh). Esta cifra define su autonomía, es decir, el tiempo de uso hasta que se agote.

Para elegir una power bank adecuada debes conocer la capacidad de la batería de tu móvil y definir cuántas cargas quieres hacer con esta batería portátil. Así, si tu móvil tiene una batería de 2.000 mAh, con una power bank de 10.000 mAh podrás cargar unas cinco veces tu dispositivo.  Hay power banks de todo tipo, de 3.000, 10.000 y hasta de 20.000 mAh.

Número de puertos

Es preferible elegir una power bank con más de un puerto para poder cargar varios dispositivos de forma simultánea. Esta posibilidad es útil si, por ejemplo, siempre llevas contigo el móvil y también la tableta u otro dispositivo.

Si optas por una power bank superpotente pero con un solo puerto, habrás de cargar tus dispositivos de uno en uno. 

Carga normal o carga rápida

No todas las baterías cargan igual de rápido tus dispositivos. Las tradicionales tienen puertos de carga con una salida de 2A. Hay otras, las del tipo Quick Charge, que permiten cargar tu móvil a una velocidad sorprendente.

Eso sí, debes verificar que el móvil o dispositivo que vayas a cargar sea compatible con este sistema de carga rápida. 

En conclusión, una buena power bank es tu mayor aliada cuando la batería de tu móvil se agota. Las hay hasta de más de 500€, por eso, si decides invertir en una de alta gama, protégela usando las amplias coberturas ofrecidas por SFAM.